fb pixel
Cerrar
brand
asesor
asesor
asesor

¡Hola!👋

¿Cómo podemos ayudarte?

whatsapp

Hablemos en Whatsapp

+57 315 31 06 663

arrow-right
headset-call

Llamar ahora

064 333 60 25 728

arrow-right
copy-alt

Como califacarías su experiencia?

Enviar sugerencia

arrow-right
copy-alt

Copiar número de teléfono

315 31 06 663

arrow-right
asesor

Eritromicina

funciona deteniendo el crecimiento de las bacterias que provocan ciertas infecciones.

La eritromicina es un antibiótico perteneciente a la clase de los macrólidos, efectivo contra una diversidad de infecciones bacterianas. Esta clase de medicamentos funciona deteniendo el crecimiento de las bacterias, permitiendo tratar afecciones desde bronquitis y neumonía hasta enfermedades de transmisión sexual. Su versatilidad y efectividad lo convierten en una opción principal en la terapia antibiótica, especialmente cuando ciertos pacientes no pueden tolerar penicilinas o se enfrentan a bacterias resistentes a otras categorías de antibióticos.

Como toda herramienta poderosa en el arsenal contra las infecciones, la eritromicina debe usarse responsablemente para evitar el aumento de la resistencia antimicrobiana. Es fundamental seguir las indicaciones médicas en cuanto a dosificación y duración del tratamiento, además de ser consciente de que su uso inadecuado no solo reduce la eficacia en el individuo sino que contribuye a un problema de salud pública global. El compromiso con el uso adecuado de la eritromicina es un paso esencial para mantener su efectividad para las generaciones futuras.

Ícono de preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes sobre

Eritromicina

La eritromicina se usa para tratar infecciones como bronquitis, difteria, enfermedad de los legionarios, tos ferina, neumonía, fiebre reumática, enfermedades venéreas y las infecciones del oído, el intestino, los pulmones, las vías urinarias y la piel. También es utilizada antes de algunas cirugías gastrointestinales o cirugías dentales para prevenir infecciones.
Este medicamento está disponible en tabletas y en polvo o gránulos para preparar suspensión oral. Las tabletas se toman una o dos veces al día por vía oral sin alimentos, preferiblemente 1 hora antes o 2 horas después de comer. La suspensión debe agitarse antes de cada dosis y se debe usar el envase medidor para asegurar la dosis correcta. Su médico definirá la dosis y duración del tratamiento.
No se han especificado otros usos en los datos proporcionados.
Antes de tomar eritromicina informe a su médico si es alérgico al medicamento, tiene enfermedades del hígado o riñón, problemas cardíacos, entre otros. Infórmele también sobre otros medicamentos que esté tomando. Evite tomarlo con jugo de frutas o bebidas con gas. Este medicamento puede causar sordera, y si nota cambios en la audición, consulte a su médico inmediatamente.
Debe tomar este medicamento 1 hora antes o 2 horas después de las comidas, evitando consumirlo con jugo de frutas o bebidas con gas.
Si olvida una dosis de eritromicina, tómela tan pronto como lo recuerde, a menos que esté cerca de la hora de tomar la próxima dosis. No tome dosis dobles para compensar la dosis olvidada.
Los efectos secundarios pueden incluir dolor de estómago, llagas en la boca, malestar estomacal, diarrea leve, vómito, y pérdida de apetito. Efectos graves incluyen reacción alérgica, sibilancias, ampollas en la piel, diarrea intensa, coloración amarillenta en la piel, orina oscura, cansancio inusual, dolor en el estómago, latidos cardíacos irregulares, pérdida de la audición, y convulsiones.
Almacenar de acuerdo a las indicaciones de la etiqueta, fuera del alcance de los niños. El desecho debe hacerse de manera segura, siguiendo las recomendaciones locales, para evitar el mal uso o daño ambiental.
En caso de sobredosis, es importante buscar atención médica urgente o contactar a un centro de control de intoxicaciones.
Es crucial seguir exactamente las indicaciones de dosificación y duración del tratamiento prescritas por su médico. La eritromicina solo trata infecciones bacterianas, por lo que no debe usarse para infecciones virales como el resfriado común. La resistencia a los antibióticos puede aumentar al tomar este medicamento inapropiadamente.
Icono de pastillas

Indicaciones para

Eritromicina

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Eritromicina, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • La eritromicina es un antibiótico que pertenece a una clase de medicamentos llamados macrólidos.
  • Funciona deteniendo el crecimiento de las bacterias que provocan ciertas infecciones.
  • Se usa para tratar infecciones como: bronquitis, difteria, enfermedad de los legionarios, tos ferina, neumonía, fiebre reumática, enfermedades venéreas y las infecciones del oído, el intestino, los pulmones, las vías urinarias y la piel. También es utilizada antes de algunas cirugías gastrointestinales o cirugías dentales para evitar infecciones.
  • La eritromicina solo es útil para tratar las infecciones producidas por bacterias que sean sensibles al medicamento, es decir, este medicamento no es útil en el tratamiento de todas las infecciones por bacterias.
  • Los antibióticos no tienen ningún efecto sobre los resfríos, la gripa y otras infecciones virales.
  • Tomar antibióticos cuando no se necesitan aumenta el riesgo de contraer una infección que se resista al tratamiento con éste y otros antibióticos (1,4).
Icono de efectos secundarios

¿Cuáles son los efectos secundarios del

Eritromicina?

Los medicamentos son esenciales para tratar diversas afecciones de salud, pero también es importante estar informado sobre los efectos secundarios que estos pueden causar. Los efectos secundarios comunes incluyen malestares estomacales, como dolor, llagas en la boca o lengua, diarrea leve, vómito y pérdida de apetito. Sin embargo, es crítico prestar atención a efectos secundarios más serios, como reacciones alérgicas que pueden manifestarse con picazón, sarpullido, inflamación e incluso dificultad para respirar. Otros efectos graves incluyen cambios en el color de la piel o los ojos, alteración en la orina y fatiga inusual. Ante la presencia de estos síntomas, es imprescindible buscar atención médica inmediata. La conciencia y vigilancia de estos efectos pueden mejorar significativamente la gestión y el resultado del tratamiento médico. Si experimenta cualquier efecto adverso, consulte a su médico para obtener el asesoramiento y el soporte adecuados.

Efectos secundarios comunes

  • Dolor de estómago
  • Llagas en la boca o lengua
  • Malestar estomacal
  • Diarrea leve
  • Vómito
  • Pérdida de apetito

Otros efectos secundarios

  • Informe a su doctor si cualquiera de estos síntomas aparece, se vuelve severo o si no desaparece:

Efectos secundarios graves

  • Señales de reacción alérgica, tales como picazón o ronchas en la piel, inflamación en la cara o en las manos, inflamación u hormigueo en la boca o garganta, opresión en el pecho, dificultad para respirar o para tragar
  • Sibilancias (silbido al respirar)
  • Ampollas, descamación, o sarpullido rojo en la piel
  • Diarrea intensa (heces líquidas o con sangre), cólicos estomacales, que puede ocurrir con o sin fiebre durante el tratamiento o hasta 2 meses o más después de terminar su tratamiento
  • Coloración amarillenta en la piel o en la parte blanca de los ojos
  • Orina turbia o con sangre, reducción en la cantidad o la frecuencia con la que orina
  • Orina oscura
  • Heces pálidas
  • Cansancio inusual
  • Dolor en la parte superior derecha del estómago
  • Latidos cardíacos acelerados, lentos, fuertes o irregulares
  • Pérdida de la audición
  • Convulsiones

Efectos secundarios reportados

  • Dolor de estómago
  • Llagas en la boca o lengua
  • Malestar estomacal
  • Diarrea leve
  • Vómito
  • Pérdida de apetito
  • Señales de reacción alérgica, tales como picazón o ronchas en la piel, inflamación en la cara o en las manos, inflamación u hormigueo en la boca o garganta, opresión en el pecho, dificultad para respirar o para tragar
  • Sibilancias (silbido al respirar)
  • Ampollas, descamación, o sarpullido rojo en la piel
  • Diarrea intensa (heces líquidas o con sangre), cólicos estomacales, que puede ocurrir con o sin fiebre durante el tratamiento o hasta 2 meses o más después de terminar su tratamiento
  • Coloración amarillenta en la piel o en la parte blanca de los ojos
  • Orina turbia o con sangre, reducción en la cantidad o la frecuencia con la que orina
  • Orina oscura
  • Heces pálidas
  • Cansancio inusual
  • Dolor en la parte superior derecha del estómago
  • Latidos cardíacos acelerados, lentos, fuertes o irregulares
  • Pérdida de la audición
  • Convulsiones

¿Cuáles son los riesgos y advertencias del

Eritromicina?

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Eritromicina, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • Es alérgico a la eritromicina, azitromicina, claritromicina, a cualquier otro medicamento o sustancia.
  • Tiene o ha tenido enfermedad de los riñones o del hígado, problemas con el ritmo cardíaco (como prolongación QT), miastenia grave (debilidad muscular severa),  bajos niveles de magnesio o potasio en la sangre o problemas del estómago o los intestinos.
  • Está embarazada, tiene planes de quedar embarazada o si está amamantando a su bebé. Si queda embarazada mientras usa este medicamento, informe a su médico de inmediato.
  • Si va a ser sometido a cualquier cirugía, incluyendo una cirugía dental, dígale al médico u odontólogo que usted está recibiendo eritromicina.
  • El medicamento debe tomarlo 1 hora antes o 2 horas después de las comidas; evite tomarlo con jugo de frutas o bebidas con gas, o justo después de haber consumido estas bebidas.
  • Este medicamento puede producir sordera; si nota cualquier cambio en su capacidad auditiva, consúltelo con su médico inmediatamente.

Lista de medicamentos disponibles para

Eritromicina

Pharmarket sigue rigurosas políticas de abastecimiento y se apoya en fuentes primarias incluyendo organizaciones médicas, entidades gubernamentales, instituciones educativas y publicaciones científicas con revisión por pares. Para más detalles sobre cómo aseguramos la precisión, integridad e imparcialidad de nuestro contenido, revise nuestras próximas Pautas Editoriales.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Al aceptar,
aceptas nuestro uso de cookies según nuestros términos y condiciones.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia según nuestros términos y condiciones.