fb pixel
Cerrar
brand
asesor
asesor
asesor

¡Hola!👋

¿Cómo podemos ayudarte?

whatsapp

Hablemos en Whatsapp

+57 315 31 06 663

arrow-right
headset-call

Llamar ahora

064 333 60 25 728

arrow-right
copy-alt

Como califacarías su experiencia?

Enviar sugerencia

arrow-right
copy-alt

Copiar número de teléfono

315 31 06 663

arrow-right
asesor

Heparina

Funciona al disminuir la capacidad de coagulación de la sangre

comment-info.svg

N/A

Anticoagulante

file-prescription.svg

Venta con fórmula médica

La heparina es un fármaco vital dentro de la práctica médica, especialmente en el ámbito intrahospitalario, para la prevención y tratamiento de condiciones tromboembólicas. Como parte clave de los anticoagulantes —las sustancias que disminuyen la capacidad de coagulación del sangre—, su aplicación requiere de un cuidadoso cálculo y supervisión para adaptarse a las condiciones y necesidades específicas de cada paciente.

Aunque principalmente administrada por vía intravenosa o subcutánea por profesionales de la salud, existe la posibilidad de manejo domiciliario bajo estrictas instrucciones médicas. El seguimiento riguroso de las pautas de dosificación y aplicación es esencial para maximizar los beneficios terapéuticos de la heparina y minimizar los riesgos asociados, tales como sangrado excesivo o la formación no deseada de coágulos. Su administración juega un papel crítico en la prevención de coágulos en pacientes de alto riesgo, demostrando su valor incalculable en el cuidado de la salud.

⚠️   Advertencia

La heparina es un medicamento esencial en el tratamiento y prevención de coágulos sanguíneos en pacientes con ciertas condiciones médicas o bajo procedimientos médicos específicos. Este medicamento, al ser parte de los anticoagulantes ('diluyentes de la sangre'), requiere de manejo y supervisión médica estricta dado su impacto significativo en el proceso de coagulación de la sangre. Es crucial seguir las indicaciones médicas al pie de la letra, no solo en dosificación y frecuencia, sino también en los protocolos para su aplicación, ya sea intravenosa o subcutánea. La automedicación o el desvío de su prescripción original pueden resultar en efectos adversos severos, incluyendo riesgos aumentados de sangrado o la formación de coágulos en caso de dosificación incorrecta. Por lo tanto, la educación del paciente y de sus cuidadores sobre su correcta administración es fundamental para asegurar su efectividad y seguridad.

Además, debido a su naturaleza y uso crítico en situaciones que comprometen la vida del paciente, la heparina debe manejarse con precaución. Cualquier duda o inquietud debe ser consultada con un profesional de salud para evitar complicaciones. Recuerde, este medicamento solo debe usarse bajo indicación y supervisión médica.

Ícono de preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes sobre

Heparina

La heparina se utiliza para prevenir y tratar la formación de coágulos de sangre en pacientes con ciertas condiciones médicas o que se someten a ciertos procedimientos médicos. También se utiliza para prevenir la formación de coágulos en los catéteres.
La heparina se administra por vía intravenosa o subcutánea, principalmente en ambientes hospitalarios. La dosis adecuada será determinada y administrada por un profesional de la salud. En casa, el paciente o su cuidador deben estar correctamente capacitados para inyectar el medicamento. Se debe utilizar exactamente como lo indique el médico, sin modificar la dosis sin autorización.
Además de su uso principal en la prevención y tratamiento de la formación de coágulos sanguíneos, la heparina se utiliza en pequeñas dosis para prevenir la formación de coágulos en los catéteres que se dejan en la vena por un tiempo.
Antes de usar heparina, informe a su médico si es alérgico a esta o si tiene condiciones que puedan aumentar el riesgo de sangrado. Evite fumar y el consumo de ciertos alimentos como papaya o ajo. Informe de todos los medicamentos que esté tomando. Si está embarazada o amamantando, consulte a su médico.
No se requiere una dieta especial mientras se está recibiendo heparina, excepto por evitar el consumo de papaya y ajo. Por lo demás, siga su dieta normal a menos que su médico le indique lo contrario.
En caso de que olvide una dosis de heparina, contacte a su médico para obtener instrucciones sobre cómo proceder. No aplique una dosis doble para compensar la dosis olvidada.
Los efectos secundarios de la heparina pueden incluir enrojecimiento o dolor en el sitio de inyección, caída del cabello, sangrado o moretones anormales, cefalea intensa, y dificultad repentina para caminar, entre otros. Consulte a su médico si experimenta alguno de estos síntomas.
Almacene la heparina según las indicaciones de su farmacéutico o las instrucciones en el etiquetado del producto. Deseche adecuadamente las agujas y jeringas usadas siguiendo las normativas locales para la eliminación de elementos punzocortantes.
En caso de una sobredosis de heparina, es crucial buscar atención médica de emergencia inmediatamente. Una sobredosis puede aumentar el riesgo de sangrado severo.
Es importante cumplir con todas las citas médicas y seguir atentamente las instrucciones de su médico mientras esté recibiendo heparina. Informe a todos sus proveedores de atención médica que está siendo tratado con heparina, especialmente si va a ser sometido a una cirugía o procedimiento dental.
Icono de pastillas

Indicaciones para

Heparina

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Heparina, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • La heparina pertenece a una clase de medicamentos llamados anticoagulantes (''diluyentes de la sangre''). Funciona al disminuir la capacidad de coagulación de la sangre
  • Se usa para prevenir la formación de coágulos de sangre en quienes padecen algunas afecciones médicas o se someten a ciertos procedimientos médicos que aumentan las probabilidades de que éstos se formen.
  • La heparina se usa también para impedir el crecimiento de los coágulos que ya se formaron en los vasos sanguíneos, pero no puede usarse para disminuir el tamaño de dichos coágulos.
  • Asimismo, la heparina se usa en pequeñas dosis para prevenir la formación de coágulos en los catéteres (tubos de plástico delgados mediante los cuales se pueden administrar medicamentos o extraer sangre) que se dejan en la vena por un tiempo.
Icono de efectos secundarios

¿Cuáles son los efectos secundarios del

Heparina?

Los efectos secundarios de la heparina son vastos y varían desde condiciones comunes como el enrojecimiento y el dolor en el sitio de inyección hasta situaciones más graves que requieren atención médica inmediata, como sangrados anormales y dificultades en la visión. La identificación temprana de estos efectos es crucial para la gestión de riesgos y el tratamiento adecuado. Se insta a los pacientes a que comuniquen cualquier síntoma inusual a su médico. La salud debe ser monitoreada de cerca durante el tratamiento con heparina, especialmente por los riesgos que implica su uso. Es esencial entender que, aunque algunos efectos son comunes y pueden desaparecer por sí mismos, otros pueden ser indicativos de complicaciones serias que no deben ser ignoradas.

Efectos secundarios comunes

  • Enrojecimiento
  • dolor
  • moretones o llagas en el sitio de inyección de la heparina
  • Caída del cabello

Efectos secundarios graves

  • Sangrado o moretones anormales
  • Vómito sanguinolento o parecido a posos de café
  • Sangre fresca en las heces o heces negras y con aspecto de alquitrán
  • Sangre en la orina
  • Cansancio excesivo
  • Náusea
  • Vómito
  • Ahogo, presión o dolor en el pecho
  • Malestar en los brazos, los hombros, la mandíbula, el cuello o la espalda
  • Expectoración de sangre al toser
  • Sudoración excesiva
  • Dolor de cabeza intenso y repentino
  • Vértigo o desvanecimiento
  • Pérdida repentina del equilibrio o la coordinación
  • Dificultad repentina para caminar
  • Debilidad o entumecimiento súbito de la cara, un brazo o una pierna, sobre todo en un lado del cuerpo
  • Confusión repentina, o dificultad para hablar o entender las palabras
  • Dificultad para ver con uno o ambos ojos
  • Manchas moradas o negras en la piel
  • Picazón y ardor, sobre todo en las plantas de los pies
  • Escalofríos
  • Fiebre
  • Erupción de la piel
  • Sarpullido
  • Ronquera

Efectos secundarios reportados

  • Enrojecimiento
  • dolor
  • moretones o llagas en el sitio de inyección de la heparina
  • Caída del cabello
  • Sangrado o moretones anormales
  • Vómito sanguinolento o parecido a posos de café
  • Sangre fresca en las heces o heces negras y con aspecto de alquitrán
  • Sangre en la orina
  • Cansancio excesivo
  • Náusea
  • Vómito
  • Ahogo, presión o dolor en el pecho
  • Malestar en los brazos, los hombros, la mandíbula, el cuello o la espalda
  • Expectoración de sangre al toser
  • Sudoración excesiva
  • Dolor de cabeza intenso y repentino
  • Vértigo o desvanecimiento
  • Pérdida repentina del equilibrio o la coordinación
  • Dificultad repentina para caminar
  • Debilidad o entumecimiento súbito de la cara, un brazo o una pierna, sobre todo en un lado del cuerpo
  • Confusión repentina, o dificultad para hablar o entender las palabras
  • Dificultad para ver con uno o ambos ojos
  • Manchas moradas o negras en la piel
  • Picazón y ardor, sobre todo en las plantas de los pies
  • Escalofríos
  • Fiebre
  • Erupción de la piel
  • Sarpullido
  • Ronquera

¿Cuáles son los riesgos y advertencias del

Heparina?

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Heparina, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • Antes de tomar heparina informe a su médico:
  • Si es alérgico a la heparina a otros medicamentos, a los productos de res o de cerdo, o a cualquier ingrediente de la heparina inyectable.
  • Si tiene pocas plaquetas (tipo de células sanguíneas necesarias para la coagulación normal) y si tiene sangrado abundante e incontenible en cualquier parte del cuerpo. Es posible que su médico le diga que no use heparina.
  • Si está en su período menstrual, si tiene fiebre o infección, si se sometió recientemente a una punción espinal (extracción de una pequeña cantidad del líquido que baña a la médula espinal para diagnosticar infecciones u otros problemas), anestesia espinal (aplicación de analgésicos en el área que rodea a la médula espinal), cirugía (sobre todo en la cabeza, la médula espinal o el ojo) o sufrió un ataque cardíaco.
  • Si tiene o ha tenido algún trastorno hemorrágico como hemofilia (afección en la que la sangre no coagula normalmente), deficiencia de antitrombina III (padecimiento que causa la formación de coágulos), coágulos en las piernas, los pulmones u otra parte del cuerpo, formación anormal de moretones o manchas moradas debajo de la piel, cáncer, úlceras en el estómago o el intestino, presión arterial alta o alguna enfermedad del hígado.
  • Si está embarazada o está lactando. Si se embaraza mientras está usando heparina, llame a su médico.
  • Si fuma o consume otros derivados del tabaco, y también si deja de fumar durante su tratamiento con heparina. El hábito de fumar puede restarle eficacia a este medicamento.
  • Informa a su médico que otros medicamentos está tomando con y sin receta médica, vitaminas, suplementos nutricionales o productos naturales. Asegúrese de mencionar cualquiera de los siguientes:
  • Otros anticoagulantes como warfarina.
  • Antihistamínicos (presentes en muchos productos contra la tos y el resfriado.
  • Aspirina o productos que la contengan.
  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroides (AINEs), como ibuprofeno y naproxeno.
  • Digoxina.
  • Antibióticos tipo tetraciclina como demeclociclina, doxiciclina, minociclina y tetraciclina.
  • Es posible que su médico deba cambiar la dosis de sus medicamentos o vigilarle estrechamente por si presentara efectos secundarios.
  • Si le van a hacer una cirugía, incluyendo una cirugía dental, coméntele al médico o al odontólogo que está usando heparina.
  • Consideraciones con respecto a la alimentación: no consuma papaya o ajo mientras está recibiendo heparina, por lo demás siga su dieta normal al menos que el médico le indique lo contrario.

Lista de medicamentos disponibles para

Heparina

Referencias

  • Micromedex Solutions | Evidence-Based Clinical Decision Support [Internet]. [cited 2015 Aug 27]. Available from: micromedex.com
  • Taketomo CK, Hodding JH, Kraus DM. Pediatric Dosage Handbook: Including Neonatal Dosing, Drug Administration Extemporaneous Preparations [Internet]. Lexi-Comp; 2010 [cited 2015 Aug 27]. 1764 p. Available from: books.google.com
  • Sean S, editor. Martindale. The complete drug reference. 36th ed. London: The royal pharmaceutical society of Great Britain; 2009. 3694 p.
  • INVIMA. Sistema de Tramites en Linea - Consultas Públicas [Internet]. [cited 2015 Sep 18]. Available from: web.sivicos.gov.co
  • MedlinePlus - Información de Salud de la Biblioteca Nacional de Medicina [Internet]. [cited 2015 Aug 27]. Available from: https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/medlineplus.html
  • Guía de Práctica Clínica para el Síndrome Coronario Agudo. [Internet]. [cited 2015 Sep 21]. Available from: gpc.minsalud.gov.co
  • Guía de Práctica Clínica para el diagnóstico, tratamiento y rehabilitación del episodio agudo del Ataque cerebrovascular isquémico en población mayor de 18 años​ [Internet]. [cited 2017 Feb 2]. Available from: gpc.minsalud.gov.co
  • AEMPS::CIMA [Internet]. [cited 2015 Sep 18]. Available from: aemps.gob.es

Pharmarket sigue rigurosas políticas de abastecimiento y se apoya en fuentes primarias incluyendo organizaciones médicas, entidades gubernamentales, instituciones educativas y publicaciones científicas con revisión por pares. Para más detalles sobre cómo aseguramos la precisión, integridad e imparcialidad de nuestro contenido, revise nuestras próximas Pautas Editoriales.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Al aceptar,
aceptas nuestro uso de cookies según nuestros términos y condiciones.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia según nuestros términos y condiciones.