fb pixel
Cerrar
brand
asesor
asesor
asesor

¡Hola!👋

¿Cómo podemos ayudarte?

whatsapp

Hablemos en Whatsapp

+57 315 31 06 663

arrow-right
headset-call

Llamar ahora

064 333 60 25 728

arrow-right
copy-alt

Como califacarías su experiencia?

Enviar sugerencia

arrow-right
copy-alt

Copiar número de teléfono

315 31 06 663

arrow-right
asesor

Hidrocodona/naproxeno

la hidrocodona actúa en el sistema nervioso central para aliviar el dolor, mientras que el naproxeno reduce la inflamación

comment-info.svg

Combinaciones de hidrocodona/naproxeno

combinaciones de analgésicos

controlled.svg

Medicamento controlado

file-prescription.svg

Venta con fórmula médica

La hidrocodona, un analgésico opioide, y el naproxeno, un antiinflamatorio no esteroideo (AINE), conforman una combinación utilizada en el tratamiento del dolor moderado a intenso. Esta combinación ofrece una doble acción, donde la hidrocodona actúa sobre el sistema nervioso central para aliviar el dolor, mientras que el naproxeno reduce la inflamación, mejorando así la calidad de vida de los pacientes que sufren de condiciones dolorosas.

Esta combinación de medicamentos se debe tomar con precaución, siguiendo las indicaciones de dosificación dadas por un profesional de la salud. La administración puede ser con o sin alimentos para evitar malestar estomacal, y es crucial no exceder las dosis recomendadas para prevenir efectos secundarios graves. Consultar regularmente al médico y seguir sus recomendaciones es vital para un tratamiento efectivo y seguro.

icon-pregnant

Embarazo

No se recomienda su uso en el embarazo

icon-breastfeeding

Lactancia

No se recomienda su uso en la lactancia

icon-alcohol

Consumo de alcohol

No se recomienda su uso con alcohol

icon-driving

Capacidad de conducir

Puede disminuir la habilidad para conducir o operar maquinaria

icon-is_dangerous

Medicamento peligroso

Este medicamento es peligroso, requiere receta médica y tiene riesgo de adicción o abuso

⚠️   Advertencia

La hidrocodona/naproxeno es una combinación potente de medicamentos que requiere una prescripción médica debido a su composición y riesgos asociados. El uso inapropiado de medicamentos que contienen opiáceos, como la hidrocodona, puede llevar a la adicción, sobredosis, o incluso la muerte. Es crítico seguir exactamente las instrucciones de dosificación provistas por su médico tratante.

Además, el uso prolongado de antiinflamatorios no esteroideos (AINEs) como el naproxeno puede provocar problemas estomacales o cardiacos. Este medicamento debe ser administrado con precaución, y no es adecuado para ciertos grupos de pacientes, incluyendo aquellos con historial de abuso de substancias. Siempre consulte a su médico o farmacéutico para más detalles antes de iniciar el tratamiento.

Ícono de preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes sobre

Hidrocodona/naproxeno

Hidrocodona/naproxeno es una combinación a dosis fija aprobada para el manejo del dolor moderado a intenso. La hidrocodona pertenece a una clase de medicamentos llamados analgésicos opiáceos, mientras que el naproxeno pertenece a una clase de medicamentos llamados antiinflamatorios no esteroideos.
Este medicamento se encuentra disponible como tabletas para administración vía oral, generalmente se toma varias veces al día según las indicaciones de dosis dadas por su médico tratante. No tome más de lo indicado para evitar efectos secundarios graves.
No se ha proporcionado información sobre otros usos específicos de la hidrocodona/naproxeno más allá del manejo del dolor moderado a intenso.
No debe emplearse si tiene hipersensibilidad a la hidrocodona, al naproxeno o a otros AINES, antecedentes de sangrado gastrointestinal o enfermedad grave del hígado, entre otros. Informe a su médico si tiene problemas respiratorios, cardíacos, alta tensión arterial, está embarazada o amamantando, o si consume alcohol y drogas.
No se ha especificado una dieta especial que deba seguirse mientras se toma hidrocodona/naproxeno, sin embargo, se recomienda tomar el medicamento con comida si le produce malestar estomacal.
Si olvida tomar una dosis, tómela tan pronto lo recuerde. Sin embargo, si ya casi es hora de su próxima dosis, omita la olvidada y siga con sus horarios habituales. No tome dobles dosis.
Los efectos secundarios incluyen mareos o somnolencia, dolor de estómago, náuseas, vómito, estreñimiento o diarrea, dolor de cabeza, reacción alérgica, reacción cutánea grave, signos de un ataque cardiaco o derrame cerebral, problemas hepáticos, y síntomas de síndrome serotoninérgico.
No se ha proporcionado información sobre cómo almacenar o desechar este medicamento. Se recomienda seguir las instrucciones en el etiquetado del producto o consultar con un profesional de la salud.
No se ha proporcionado información específica sobre qué hacer en caso de una sobredosis de hidrocodona/naproxeno. En caso de sobredosis, busque atención médica de emergencia inmediatamente.
La hidrocodona puede ser adictiva, especialmente con uso prolongado. Existe un mayor riesgo de adicción si tiene o ha tenido dependencia de alcohol, drogas ilícitas o medicamentos, o tiene antecedentes de enfermedad mental. No permita que nadie más tome su medicamento, puede ser peligroso.
Icono de pastillas

Indicaciones para

Hidrocodona/naproxeno

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Hidrocodona/naproxeno, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • Hidrocodona/naproxeno es una combinación a dosis fija (CDF); esto quiere decir que los dos medicamentos se encuentran mezclados en una sola tableta.
  • Se encuentra aprobado por el Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (INVIMA), para el manejo del dolor moderado a intenso (1).
  • La hidrocodona pertenece a una clase de medicamentos llamados analgésicos opiáceos (narcóticos), mientras que el ibuprofeno pertenece a una clase de medicamentos llamados antiinflamatorios no esteroideos (AINES) (2).
Icono de efectos secundarios

¿Cuáles son los efectos secundarios del

Hidrocodona/naproxeno?

Los efectos secundarios comunes del medicamento incluyen mareos, somnolencia, dolores de estómago como náuseas, vómitos, y más. Es importante estar atento a signos serios como reacciones alérgicas, problemas hepáticos, y síntomas de un ataque cardiaco. También pueden presentarse síntomas de síndrome serotoninérgico, caracterizado por agitación y alucinaciones. Es crucial consultar con un profesional de la salud al primer síntoma de efectos secundarios graves para garantizar un tratamiento oportuno y adecuado. Mantenerse informado sobre los posibles riesgos y cómo manejarlos puede ayudar a minimizar el impacto en la salud y calidad de vida.

Efectos secundarios comunes

  • Mareos o somnolencia.
  • Dolor de estómago, náuseas, vómito, ardor de estómago, gases.
  • Estreñimiento o diarrea.
  • Dolor de cabeza.

Otros efectos secundarios

  • Síntomas de síndrome serotoninérgico: agitación, alucinaciones (ver u oír cosas que no existen), fiebre, sudoración, escalofríos, frecuencia cardiaca rápida, rigidez muscular, espasmos, pérdida de coordinación, náuseas, vómitos o diarrea (4).

Efectos secundarios graves

  • Signos de reacción alérgica: urticaria, dificultad para respirar, hinchazón de la cara o garganta.
  • Signos de reacción cutánea grave: fiebre, dolor de garganta, ardor en los ojos, dolor en la piel, erupción cutánea roja o púrpura que se extiende y provoca ampollas o descamación.
  • Signos de un ataque cardiaco o un derrame cerebral: dolor de pecho que se extiende a la mandíbula u hombro, entumecimiento o debilidad repentinos en un lado del cuerpo, dificultad para hablar, hinchazón de las piernas, dificultad para respirar.
  • Signos de problemas hepáticos: pérdida del apetito, diarrea, dolor en la parte superior del estómago, cansancio, orina oscura, ictericia (color amarillento en la piel o en los ojos).

Efectos secundarios reportados

  • Mareos o somnolencia.
  • Dolor de estómago, náuseas, vómito, ardor de estómago, gases.
  • Estreñimiento o diarrea.
  • Dolor de cabeza.
  • Signos de reacción alérgica: urticaria, dificultad para respirar, hinchazón de la cara o garganta.
  • Signos de reacción cutánea grave: fiebre, dolor de garganta, ardor en los ojos, dolor en la piel, erupción cutánea roja o púrpura que se extiende y provoca ampollas o descamación.
  • Signos de un ataque cardiaco o un derrame cerebral: dolor de pecho que se extiende a la mandíbula u hombro, entumecimiento o debilidad repentinos en un lado del cuerpo, dificultad para hablar, hinchazón de las piernas, dificultad para respirar.
  • Signos de problemas hepáticos: pérdida del apetito, diarrea, dolor en la parte superior del estómago, cansancio, orina oscura, ictericia (color amarillento en la piel o en los ojos).
  • Síntomas de síndrome serotoninérgico: agitación, alucinaciones (ver u oír cosas que no existen), fiebre, sudoración, escalofríos, frecuencia cardiaca rápida, rigidez muscular, espasmos, pérdida de coordinación, náuseas, vómitos o diarrea (4).

¿Cuáles son los riesgos y advertencias del

Hidrocodona/naproxeno?

Consulte siempre a su médico antes de usar cualquier medicamento. A continuación se detallan las indicaciones de Hidrocodona/naproxeno, pero su uso debe ser supervisado por un profesional de la salud.

  • Este medicamento no debe emplearse si usted tiene hipersensibilidad a la hidrocodona, al naproxeno o a otros medicamentos del grupo de los AINES.
  • Tiene antecedentes de sangrado gastrointestinal o enfermedad ácido péptica.
  • Tiene una enfermedad grave del hígado.
  • Antes de tomar este medicamento, informe a su médico tratante si tiene o ha tenido problemas respiratorios o pulmonares; altos niveles de dióxido de carbono en la sangre.
  • Está embarazada o planea estarlo; así mismo si se encuentra amamantando.
  • Padece o ha padecido algún trastorno del corazón o tiene tensión arterial alta.
  • Esta tomando o planea tomar medicamentos de prescripción o venta libre, multivitamínicos o productos naturales.
  • La hidrocodona puede ser adictiva, especialmente con uso prolongado. Existe un mayor riesgo si tiene o ha tenido problemas de consumo de alcohol, uso de drogas ilícitas, abuso de otros medicamentos, depresión u otra enfermedad mental.
  • No permita que nadie más tome su medicamento. Puede dañar u ocasionar daños severos e incluso la muerte a otras personas que tomen su medicamento, especialmente los niños.
  • Beber alcohol, tomar medicamentos que contengan alcohol o usar drogas ilícitas durante su tratamiento aumenta el riesgo de efectos secundarios graves y potencialmente mortales.
  • Si toma hidrocodona regularmente durante su embarazo, su bebé puede experimentar síntomas de abstinencia que pueden poner en riesgo su vida después del nacimiento. No se recomienda su uso, especialmente durante el último trimestre del embarazo; así mismo se recomienda no dar de lactar al bebé si está en tratamiento con este medicamento.

Lista de medicamentos disponibles para

Hidrocodona/naproxeno

Referencias

  • Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (INVIMA). Sistema de Tramites en Línea - Consultas Públicas [Internet]. [citado el 6 de diciembre de 2020]. from: consultaregistro.invima.gov.co
  • Biblioteca nacional de medicina de los EE.UU. Medline Plus- Información de salud para usted [Internet]. [citado el 6 de diciembre de 2020]. from: medlineplus.gov
  • Agencia española de medicamentos y productos sanitarios (AEMPS). CIMA: Centro de información de medicamentos - Buscador para profesionales sanitarios [Internet]. [citado el 6 de diciembre de 2020]. from: cima.aemps.es
  • Drugs.com/Prescription drug information, interactions and side effects [Internet]. [citado el 6 de diciembre de 2020]. from: drugs.com.
  • Wolters Kluwer. Lexicomp ® [Internet]. [citado el 6 de diciembre de 2020]. from: online.lexi.com
  • Comisión revisora sala especializada de Medicamentos - Instituto Nacional de Vigilancia de Medicamentos y Alimentos (INVIMA). Acta No 7 (Marzo de 2018) [Internet]. 2018 [citado el 6 de diciembre de 2020]. p. 3–14. from: invima.gov.co

Pharmarket sigue rigurosas políticas de abastecimiento y se apoya en fuentes primarias incluyendo organizaciones médicas, entidades gubernamentales, instituciones educativas y publicaciones científicas con revisión por pares. Para más detalles sobre cómo aseguramos la precisión, integridad e imparcialidad de nuestro contenido, revise nuestras próximas Pautas Editoriales.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia. Al aceptar,
aceptas nuestro uso de cookies según nuestros términos y condiciones.

Utilizamos cookies para mejorar tu experiencia según nuestros términos y condiciones.